¡Socorro, mi primer Android! Guía básica de supervivencia Vol. I

18 de febrero, 2013 | Sin comentarios

Guía para principiantes Android

Te acabas de hacer con tu primer Android, lo enciendes y no tienes ni idea de qué hacer. Vamos a hacer un breve repaso del funcionamiento de Android y qué puntos principales deberías tener en cuenta.

Primeros pasos en Android

1. Encender el móvil y crear una cuenta Google

Es el paso básico. Sin una cuenta Google, no existimos, no somos nada para Android y nuestro móvil nos odiará eternamente. Gracias a ella podremos descargamos las más de 700.000 aplicaciones que hay a fecha de hoy en Play Store (ahora vemos de qué va esto). Además, podremos guardar nuestros contactos en la nube de Google. Usease, que no vamos a perder tan fácilmente todos lo números de nuestros amigos, amores, enemigos, mascotas o suegras.

Cuando encendemos por primera vez el teléfono, el sistema nos pedirá que introduzcamos la cuenta o nos permitirá crear una nueva. Así que no vayáis ya corriendo a Google a crearos la cuenta, que podéis hacerlo desde el terminal.

Nueva cuenta en Play Store de Google

2. Estamos dentro, ¿esto de qué va?

Vale, hemos llegado ya al sistema y vemos la pantalla de inicio. Esta puede tener infinitos o más aspectos, dependiendo de la marca de vuestro terminal, modelo y antigüedad. Lo que siempre veréis se puede resumir en esto (y si no veis algún de estas opciones, ya podéis asustaros):

  • Escritorio: Es la pantalla principal. Que puede ser algo parecido a esto y que también se puede repetir, es decir, podéis tener más de un escritorio. Escritorio AndroidSe acceden a ellos deslizando el dedo hacia la izquierda o derecha a lo ancho del escritorio actual. 
  • Ajustes: El corazón de la máquina. Poco más que decir. Aquí se pueden configurar características como los tonos de llamada, WiFi, ajustes de seguridad, etc.
  • Aplicaciones: Dependiendo de vuestra versión, tendréis un botón para parecido al que veis en el centro de la fila inferior en la anterior imagen. Desde ahí podréis acceder a todas las aplicaciones que tengáis instaladas. Una vez dentro, podréis arrastrarlas al escritorio para acceder de manera más fácil, eliminarla o abrirlas.

3. Esto se pone emocionante: Google Play Store

Icono de Google Play Store

Icono de Google Play Store

Si tienes un Android “normal”, verás el icono de la aplicación Play Store, tu gran amiga y aliada a partir de ahora. Es la que te abre la puerta al resto de aplicaciones y desde la que podrás instalar todas las existentes para Android (o casi todas, pero esto lo veremos en próximas ediciones).

Cuando accedes, estas autenticándote con tu cuenta de Google, la que creamos en el primer paso. Es decir, que tu usuario para poder descargar aplicaciones es la cuenta de Google. Verás que hay de pago y gratuitas. Para poder comprar, tienes que añadir una tarjeta de crédito. No te asustes, que hoy en día es casi más seguro un sitio como Google Wallet que un restaurante en el que el camarero se lleva tu tarjeta para pasarla…

4. Moviéndonos por Android

Ya sabemos de qué va esto. Ahora nos queda familiarizarnos con los gestos del sistema y cómo movernos. Hay algunas opciones interesantes a tener en cuenta:

  • Botón “Home”: Es el botón que nos permite regresar al escritorio principal desde cualquier parte, ya sea dentro de una aplicación o en otro escritorio. Claro está, como en Android se puede configurar casi todo y hay muchas versiones, puede que el vuestro haga algo diferente. Si es así, genial. En la mayoría de terminales suele ser un botón físico, como en la familia Galaxy de Samsung, aunque hay otros como el Nexus 4 de Google que lo integra en la pantalla.
  • Búsqueda: En muchos androides veréis un botón físico con el icono de la lupa, o sea, para buscar. Con él accedéis directamente a la búsqueda en Google. Además, busca también en nuestro terminal y nos mostrará contactos, aplicaciones u otros datos que coincidan con la palabra que introduzcáis.
  • Botón de encendido: Al mantenerlo pulsado veremos aparecer una ventanita con opciones como apagar, reiniciar, cambiar el modo de audio o realizar una captura de pantalla. Estas opciones dependen de nuestra versión de sistema.

5. Nos gusta personalizar nuestro androide

Una de las grandes ventajas de Android es que se puede personalizar hasta el infinito y más allá. Desde temas, iconos, fuentes y widgets, esos maravillosos widgets, pero… ¿qué son?

Son programas que se ejecutan en nuestro escritorio, ofreciéndonos información directamente, sin tener que abrir la aplicación. Una imagen vale más que mil palabras:

vendoandroid-WIDGETS-ANDROID

Tenéis widgets para casi cualquier cosa: tiempo, notas, Twitter, Facebook, contador de consumo de minutos o datos, etc. Tan sólo tenéis que acceder a Play Store y buscar “widget”. Tendréis para entreteneros un buen rato.

Y esto es todo por ahora. En breve, un artículo en el que avanzaremos algo más por el interior del sistema.

Comments are closed.